Soltar los miedos

El miedo es una emoción displacentera, cuyos efectos desagradables activan nuestro sistema de alerta, y ponen en marcha mecanismos de protección.
Muchas cosas interviene: nuestro rasgo de personalidad, la forma en la que aprendimos familiarmente sobre nuestras emociones, el modo en el que pensamos e interpretamos las vivencias, el aprendizaje social y cultural, hacen que el miedo deje de ser un “recurso adaptativo” para convertirse en un obstáculo en nuestra vida. De esta forma, se convierte en un limitante y bloquea nuestra propia libertad.
El miedo se articula con el pasado o con el futuro. Con el pasado, cuando permanecemos atados a experiencias que nos causaron temor y dejaron una profunda huella en la que seguimos instalados, es el miedo que nos ocurra nuevamente lo mismo. Con el futuro ocurre algo similar, a veces nos atemoriza porque imaginamos o suponemos que traerá consigo dificultades o situaciones dolorosas. Nos sentimos pequeños frente al mañana y eso nos asusta. Y en nuestra realidad cotidiana que hoy nos aterroriza, está el miedo de que nos pase lo que están viviendo otros también.
Es por esto, que siempre insistimos en trabajar: Vivir el Presente ya que es una de las formas de poder estar Aquí y Ahora viviendo y sintiendo la vida real. No lo que genera y queda en mi cabeza, las emociones, los pensamientos o las imágenes de lo vivido o lo que dicen que voy a vivir.
La atención plena, impide que nuestra mente se llene de esas fantasías que solo consiguen alimentar temores innecesariamente en cada momento.
¿Pero cuánto podremos evitar que no nos pase nada malo?, sintiendo miedo y evitando situaciones, no viviendo, no fluyendo, no enfrentando. Lo que sea va a ser, SERA, y nada de lo que no hagamos lo evitara.
Mi propuesta es que trabajes con vos mismo, sobre poder vivir el hoy, sin interferencias. Te animes a ser vos, libremente, para que mañana puedas mirar atrás y sientas que pudiste vivir sin ataduras…. Esto te dará fortaleza y Poder!
Recuerda: agarra tus miedos, soltalos, dejalos volar y vas a ver que bien se siente.
Lic. Mariela Goldszmidt
MN29900

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *